«Gripalizar» el Covid: en qué consiste la estrategia que plantea España y qué dicen los expertos

El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, declaró la semana pasada que su país está trabajando para pasar a abordar el Covid-19 como una gripe y no como una epidemia, como ha sido hasta ahora, y quiere además, que esa estrategia permee al resto de Europa.

«Estamos trabajando en ello desde hace ya semanas», respondió Sánchez en una entrevista en la Cadena Ser ante la pregunta de si se está yendo «a una gripalización de la pandemia».

«La ciencia conoce mejor al virus. (…) Tenemos que ir evaluando la evolución del Covid hacia una enfermedad endémica», sostuvo Sánchez, aunque aclaró que están a la espera de informes «más concluyentes» sobre la variante ómicron.

El mandatario justificó el nuevo paradigma en la alta vacunación en ese país -82% de la población con pauta completa y 36% con dosis de refuerzo-, el uso de mascarillas, la aparición de medicamentos como la pastilla de Pfizer -que es eficaz en el 89% de los casos para evitar hospitalizaciones y muertes en pacientes de riesgo- y la aparente menor letalidad del virus con la variante más reciente.

Pfizer y Merck: Estados Unidos aprueba las primeras pastillas de uso doméstico contra el Covid para personas de alto riesgo

«Este es un debate que ya estamos intentando abrir a nivel europeo», dijo Sánchez, e informó que lo han planteado tanto a ministerios de salud europeos como en el Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades.

La ministra de Sanidad de España, Carolina Darias, añadió que la sexta ola de Covid en la que se encuentra España por estos días es diferente a las anteriores.

«Tenemos que ser capaces de anticipar nuevos escenarios, por lo que tenemos que comenzar a valorar la adaptación a un nuevo sistema de vigilancia y control del Covid-19 una vez superada esta sexta ola epidémica en la que estamos inmersos», dijo. Y recalcó: «Una vez superada. Nunca antes».

Vigilancia centinela

Este nuevo enfoque sobre la pandemia se llama «vigilancia centinela».

Covid: por qué las vacunas de células T podrían ser la clave para la inmunidad a largo plazo

Se ha utilizado para otros virus e implica dejar de hacer testeos masivos y, en su lugar, controlar a grupos más pequeños que sirvan como muestra de lo que está ocurriendo en el resto de la sociedad. Esto puede realizarse con una o más instituciones médicas que recolectan de forma rutinaria y sistematizada información epidemiológica y muestras de laboratorio de pacientes, pero no debe ser un proceso demasiado extendido, ya que puede reducir la calidad de la información, establece la oficina regional europea de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Con la influenza estacional, por ejemplo, «cantidades limitadas de datos de alta calidad de sitios centinela representativos son suficientes para comprender la epidemiología y la circulación», explica. Los sitios deben estar repartidos en el territorio de forma tal que sean una muestra confiable de lo que sucede en la población general.

Es necesario utilizar definiciones estándar que puedan compararse a lo largo del tiempo, tanto dentro de un país como con otros. La información debe ser reportada una vez por semana a las autoridades nacionales, según la oficina europea de la OMS. A partir de allí se pueden estimar las tasas de incidencia de infectados -sintomáticos y asintomáticos-, hospitalizaciones, pacientes en terapia intensiva y muertes por la enfermedad.

De utilizarse con  el Covid, se evitaría la saturación del primer nivel de atención hospitalaria por casos leves, y se podría cuidar a aquellos que sí lo necesiten, ya sea por Covid o cualquier otra enfermedad, dijo la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria en un comunicado.

Esa postura no es compartida por todos los gremios médicos en ese país. Ni tampoco en todos los países.

 

fuente:https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-60004517

Los derechos de este artículo pertenecen a la fuente mencionada.

También te podría gustar...